Fusión Mercantil y Corporativa

La fusión de sociedades mercantiles es aquella figura jurídica mediante la cual una sociedad se extingue por la
transmisión total de su patrimonio a otra sociedad preexistente, o que se constituye con las aportaciones de los
patrimonios de dos o más sociedades que en ella se fusionan.

Tipos de fusión de sociedades

Fusión por absorción

Es aquella unión cuando, una o varias sociedades transmiten todo su patrimonio a otra sociedad ya existente.
Atribuyendo a sus socios los valores que representan el capital social de la otra entidad, y en algún supuesto, de una
compensación dineraria que no sobrepase el 10% del valor nominal. Dentro de esta tipología, podemos encontrar
además, diferentes categorizaciones:

Fusión por constitución. Aquella cuando, dos o más sociedades transmiten todo su patrimonio a otra de nueva
creación. Atribuyendo a sus socios los valores que representan el capital social de la nueva entidad y, en algún
supuesto, de una compensación dineraria que no sobrepase el 10% del valor nominal.

Fusión impropia. Cuando una sociedad transmite la totalidad de su patrimonio a la sociedad que es poseedora de
todos los valores representativos de su capital. Es un supuesto de fusión por absorción en la que no se emiten nuevas
acciones.

Escisión total. Una sociedad divide en dos o más partes su patrimonio social y lo transmite en su totalidad a dos o
más sociedad, existentes o nuevas.

Escisión parcial Una sociedad segrega una o varias partes de su patrimonio que forman ramas de actividad
diferenciadas y las transmite a una o varias sociedades, bien de nueva creación o ya existentes.

¿Listo para empezar? ¡Contáctenos!

La especialización de nuestros abogados en las diferentes áreas de servicio con las que contamos, se ve reflejada en el trato y la asesoría personal que se recibirá en su caso.
Abrir chat